RECOMENDACIÓNS (NARRATIVA)

 

 

 

 

 

https://i1.wp.com/cloud10.todocoleccion.online/libros-segunda-mano-literatura/tc/2015/01/24/00/47369404.jpg

 

Recomendación n.º 203:

La insoportable levedad del ser, de Milan Kundera.

El mítico e inefable libro de metafísico título, con sublimes descripciones, dentro de una muy buena narrativa.


 

 

 

Recomendación n.º 202:

Cando cae a luz, de María Canosa.

Relatos de terror e violencia.


4623-thickbox_default-xoguetes-para-un-tempo-prohibido-e1469276658379

Recomendación n.º 201:

Xoguetes para un tempo prohibido, de Carlos Casares.


30679047

Recomendación n.º 200:

El cartero siempre llama dos veces.

Narrativa negra del año 1934.


9788498656671

Recomendación n.º 199:

Amor é unha palabra coma outra calquera, de Francisco Castro.


xg00253001

Recomendación n.º 198:

As horas roubadas, de María Solar.


943554

Recomendación n.º 197:

Hijas de María, de Fernando Vizcaíno Casas (un señor con mucho humor al que a muchos no les caía simpático).

Para quedarse patidifuso con la descripción de cómo eran las playas para el baño en los años 40. Menudas arquitecturas se montaban para separar mujeres, hombres y… curiosos 🙂

Novela de fino humor para ex-niñas de azul, nostálgicos y estudiosos de la época.


45791102

Recomendación n.º 196:

Atentado en Cheyenne, de Marcial Lafuente Estefanía.

El curioso español de estas novelilas del Oeste, que por recurso literatio más excelso tienen la posposición del artículo/pronombre. También es habitualísima la irritante desaparición de los ques después de los verbos. Parecen las crónicas del Oeste contadas en indio. Ejemplos de monstruosas frases:

Miller quedóse tranquilo al verles marchar.

Como esperaban sucediera.

Es mejor que dejéis a Miller se presente.

Pidió se informaran qué pasaba.


una-casa-con-goteras-santiago-loren-21651-mla20215078984_122014-f

Recomendación n.º 195:

Una casa con goteras, de Santiago Lorén.

Ganó el premio Planeta en 1953 pero le tenían que haber dado el planeta y parte de otro por sus ingeniosidades y humor    😉   ¡Un premio Planeta muy bien dado! 🙂


Rebelión en la granja, de George Orwell.

Una fábula para pasarlas canutas leyendo, todo el rato angustiado por la opresión y la violencia descrita. Una metáfora del comunismo más animal. Ni siquiera tener como protagonistas de esta terrible historia a unos ingenuos e inocentes animales rebaja el horror de ¡la manipulación de las mentes!


cheji1

Recomendación n.º 192:

La corista y otros cuentos, de Chéjov.

Retratitos de la vida rusa del s: XIX, con sus teatros, sus clases sociales, sus amoríos, y su frío… o calor, como en el cuento más famoso: La señora del perrito (un Pomerania, por cierto:) )


Recomendación n.º 191:

9788497821278_g

O crepúsculo e as formigas, de X. L. Méndez Ferrín.


Recomendación n.º 190:

hot-line-historia-de-una-obsesin-de-francesca-mazzucato-495401-mla20335195328_072015-f

Hot line: historia de una obsesión, de Francesca Mazzucato.


platero_y_yo_01

Recomendación n.º 189:

Platero y yo, de Juan Ramón Jiménez.


patriciahighsmith

Recomendación n.º 188:

Pequeños cuentos misóginos, de Patricia Highsmith.

Cuentos de brutalidades, durezas y ascos.

Especialmente reseñable: Oona, la alegre mujer de las cavernas.


37360709

Recomendación n.º 187:

El club de los suicidas, de R. L. Stevenson.

Un relato sorprendente con el ambiente auténtico del Londres victoriano, ¡como que es un escrito contemporaneo! 🙂


Recomendación n.º 186:

los-crimenes-del-monograma_9788467042184
Dos de las siluetas más famosas del crimen: la del detective Poirot y la del muerto.

Los crímenes del monograma, de Sophie Hannah.

Primer revival de una novela de Agatha Christie, con todos sus ambientes clásicos: la campiña inglesa, los vicarios, las mujeres y hombres de la alta sociedad, sus modales exquisitos y el misterio. Caso de Poirot con sangre fresca actualizado por otra escritora. Novela más densa que las genuinas y seguramente sin la devoción que tienen los “Christianos” por las novelas de Agatha, pero interesante.


unacomediacanalla

Recomendación n.º 185:

Una comedia canalla, de Iván Repila.

Un hallazgo de libro, no solo cuenta una buena historia, si no que la innovación narrativa es muy reseñable. Irreverente, que suele decirse, o desfasado, que se dice más. Y muy brutal, aunque se llame comedia. Los lectores taxistas que la cojan con pinzas 😉


Recomendación n.º 184:

978844069311

El último Don, de Mario Puzo.


Recomendación n.º 183:

401068

Desfile de Pascua, de Richard Yates.

Una historia, larga en el tiempo, de las relaciones de una familia en Nueva York, y de cómo les fue a dos hermanas en su vida.


Recomendación n.º 182

el_pudding_de_navidad_144

El pudding de Navidad, de Agatha Christie.

Otro volumen de tres entretenidos relatos de detectives, dos de Poirot y uno de Marple.

Alta sociedad y asesinatos, lo usual en la dama del crimen, cotilleo y sangre mezclados con finura.


©

Recomendación n.º 181:

Un náufrago en la sopa, de Álvaro de Laiglesia.

Desfasadísimo humor, superoriginal.

Especialmente relevantes las parodias de obras literarias de principios del s. XX.

LA COLA FUE ENTRANDO EN EL piso donde se oía el murmullo de plegaria o de conspiración que suena en las casas donde hay un muerto fresco. Los que ya habían dado su pésame se quedaban en el recibidor formando grupos, pesarosos de que la familia no les ofreciese una copa de vino español o alguna fruslería para matar el gusanito.”

p. 73

“… don Salomé no era ningún niño y sabía que los viudos deben negarse a aceptar el alimento que se les ofrece. Sabía que una simple patata que aceptase significaría un rotundo mentís a su dolor.”

p. 74

Se fueron los íntimos y los parientes, presumiendo de estar más tristes que nadieLe hizo pasar a un despachito sombrío, con mesa de estilo español y Quijote-pisapapeles.

No le importará que coma alguna cosa, ¿verdad? –se excusó el viudo–. Esos pésames le dejan a uno medio muerto. Tengo una gazuza de olé.”

p. 75

“Me gustan los toros, pero no hasta el punto de pasarme todo el viaje discutiendo si los bichos pesan poco o los toreros pesan mucho.”

p. 116

–¿Alguna pasta? –ofreció Palmira, sin quitar ojo a las cucharillas, pues se había descuidado y ya faltaban dos.

–Yo preferiría tomar alguna arma blanca –dijo el tragasables con descaro.

p. 146

Parodia de Platero y yo:

“A Hojalatero le encanta jugar con los niños. Si no fuera por sus orejas, grandes como barquillos de luna, parecería un chiquillo de cuatro patas. El juego de Hojalatero es peculiar: cuando un niño se le coloca detrás, levanta con fuerza las dos patas traseras y le estampa una coz en mitad de la boca. Los dientes del niño brincan por el aire cual chorro de perlas. ¡Bello espectáculo! ¡Ingenuo pasatiempo de mi rucio con los nenes! ¡Con qué candor va desdentando Hojalatero a toda la población infantil de los contornos! El aire, como es lógico, sigue oliendo a gladiolos, a prímulas, a heliotropos y a otras verduras.”

p. 251

La marisma es bonita: tiene reflejos por arriba y renacuajos por abajo.”

p. 262


Recomendación n.º 180:

©

Cómo no tener la cocina como un cerdo, de Óscar Terol.

“SEAMOS SINCEROS, LO QUE NOSOTROS TENEMOS no es un jamón, es una paletilla de oferta que tiene más hueso que un capítulo de Bones. Lo más normal es que intentemos sacar el poco magro que atesora la triste paletilla con la técnica de la escabechina o el ataque por todos los flancos.”

p. 33

“Saltear.

Sobre todo si le sucede la expresión “con un ligero juego de muñeca”. Efectivamente, amigo, en los programas de cocina habrás visto como el cocinero da las vueltas por el aire a los champiñones, cual acróbata, sin que renuncien estos a volver al seno de su sartén tras el vuelo. El efecto óptico es realmente sorprendente, lo reconozco, capaz de seducir a cualquiera, de acuerdo, pero quítatelo de la cabeza ya. El concepto “juego de muñeca” no está regulado por ningún organismo oficial y lo más probable, hasta que encuentres tu “juego de muñeca” ideal, es que en cada volteo pierdas la mitad del ingrediente.”

p. 37

“Rebozar.

Los ochenta fueron los años del apogeo del rebozado. Una señora llamada Elena Santonja hizo mucho daño con su programa de televisión. Día tras día presumía de ser pillada en la cocina embadurnada de harina y con las manos en la masa. Generaciones enteras se identificaron con su mensaje y el rebozado empezó a eclipsar a la dieta mediterránea. Se avecinaba la hecatombe. Un plato para el huevo, otro para la harina y un tercero para el pan rallado. Al lado, la sartén con el aceite chisporroteando. Muchos espectadores copiaron la ide literalmente. La masa se apoderaba de sus manos, con enormes gurruños en los dedos. Se dieron casos de gente que metía el dedo a rebozar en la propia sartén.”

p. 38

“… la tocineta se te caiga al suelo… ¿cómo limpiaría Ferran Adrià un trozo de tocineta extraviado? Si te decantas por el clásico chorro de grifo, la mascletá que puedes preparar al poner la loncha en el fuego puede ser todo un espectáculo.”

p. 39

“La masa es ingobernable y, una vez que se empieza a pegar, la harina no hace sino engordar el engrudo e incrementa el volumen del problema. Se ha visto a señores, cerdos como tú y como yo, saliendo del portal en busca de auxilio, totalmente poseídos por un conglomerado viscoso que les envolvía todo el cuerpo.”

p. 41

“Seamos claros, una barbacoa es volver a la oscura Edad Media… Al principio, cuidarás las formas y utilizarás los extraños utensilios del pack para barbacoas que te han regalado para darle la vuelta al asado, pero con la cuarta cerveza, que es con la que se adquiere el poder de “manos de amianto”, empezarás a manipular al animal con tus propias zarpas, que irán ennegreciéndose y llenandose de grasa por momentos.

No será extraño que, embriagado por la emoción que te da sentirte el rey de los vikingos, que va a dar de comer a su tribu, te lleves las manos al pantalón y a la camiseta en repetidas ocasiones. Eso, en el mejor de los casos, porque hay quien se despoja de la sudadera para entonar mejor con la estampa bárbara.”

p. 92-93

“Cuando una menta poleo te sabe a torreznos, igual hay que plantearse limpiar la campana extractora… Probablemente, tú seas de los que piensan que, poniéndola a potencia máxima, se traga toda la porquería… donde esté una ventana abierta, en corriente, que se quiten todos los extractores. Si tu cocina no tiene ventana: bocadillos y ensaladas.”

p. 109-110

Libro de humor, de risa, de los que literalmente te da la risa.


Recomendación n.º 179:

Diversas cubertas da novela Joyland, de Stephen King.


Recomendación n.º 178:

© Tropas de Napoleón en la planicie de las pirámides. Las escenas históricas de los generales franceses, de lo mejor del libro.

La pirámide inmortal, de Javier Sierra.

Recomendación n.º 177:

https://www.libros-antiguos-alcana.com/categorias.do?categoria=15405&descripcion=Wilde%2C+Oscar&titulo=El+fantasma+de+Canterville

El fantasma de Canterville, de Oscar Wilde.

“–EL FANTASMA EXISTE, ME LO TEMO — dijo lord Canterville, sonriendo–, aunque quizá se resiste a las ofertas de los intrépidos empresarios de ustedes. Hace más de tres siglos que se le conoce. Data, con precisión, de mil quinientos setenta y cuatro, y no deja de mostrarse nunca cuando está a punto de ocurrir alguna defunción en la familia.

–¡Bah! Los médicos de cabecera hacen lo mismo, lord Canterville.”

p. 6-7

Recomendación n.º 176:

http://www.amazon.es/Libros-Fernando-Bartolome-Benito/s?ie=UTF8&page=1&rh=n%3A599364031%2Cp_27%3AFernando%20Bartolome%20Benito

Ceniza, de Fernando Bartolomé Benito.

Relatos muy interesantes, sobre todo El miliciano caído, emocionantísimo. Están escritos por un miñorano del “Reino” de Belesar, que en la narración Morituri mete a nuestro Monte Lourido o a la playa de A Ladeira en la literatura.

“[EL] ÍNFIMO JAMES ACKERMAN, APODADO LUTERIÑO, pues pretendió extender la doctrina mormona por tierras del Deza y Monterrey, en la lejana Galicia. Apaleado varias veces, solo la feliz intervención de la guardia civil impidió que acabara colgado de un fresno, aunque no evitó su baldamiento a manos de una turba de lugareñas en Bande donde parece que no se entendió bien un no se qué y sí se qué de poligamia… “

p. 118

“Este Federico era un tipo grandón, de risa franca y dentadura de esas blancas y relucientes, de negro mandinga, apropiadas para comer carne humana.”

p. 131

“La turba enloquecida y bestial sacó entonces de su garito a un anciano débil pero digno que contemplaba, con la serenidad de quien ya sabe de antemano lo que va a pasar, la destrucción… todas las miradas estaban fijas en el sacerdote que lentamente elevó las manos al cielo y con los ojos en blanco comenzó un soliloquio presuntamente latinizante… el cura cojuelo a la cabeza, armado con una antorcha, comenzó a quemar las casas de los apestados marcadas con una cruz de cal al grito de: ¡Purificación!.. galgueaba el cura, retorcido y zancudo, atizando incendios con su antorcha… Entre tropiezos con las bancadas y con la mirada alucinada de orate penteró en la iglesia en busca del arcón del que sacó la pálida y amarillenta bandera, símbolo universal del más temido azote: la peste negra.”

p. 154-156

Cuasi divinas palabras 😉 , porque, realmente, los textos son muy buenos.

Ahí está, pues, un “manojuelo que hoy se pone en plaza.”

Recomendación n.º 175:

http://www.todocoleccion.net/libros-segunda-mano-literatura/luis-piedrahita-monologos-cosas-pequenas-cada-cuanto-hay-que-echar-lavar-un-pijama~x42285180

¿Cada cuánto hay que echar a lavar un pijama?, de Luis Piedrahita.

“LAS COSAS QUE VAN PARA LARGO… Va para largo cuando un ordenador te pide el disco de arranque… O cuando te compras unas zapatillas de deporte, abres la caja y ves que hay que ponerles los cordones. O cuando en el Un, dos, tres… bajaba el Dúo Sacapuntas. Y también cuando Mayra al final decía: “Podemos quedarnos con el regalo o con el juego. Vamos a preguntarle al público… ¿El regalo o el juego?”. Y todos decían: “El juego, el juego, el regalo, el regalo… ” Y en ese momento los concursantes pronunciaban la frase mágica: “Aquí hemos venido a jugar”.

p. 198-199


174.

Sin noticias de Gurb, de Eduardo Mendoza.

Un clasiquísimo, y “un libro pensado para leerse en la playa”, según palabras del autor 😀 será por playas…

173.

Esther cumple cuarenta, de Purita Campos y Carlos Portela.

Nostalgia revival con la mítica protagonista de los cómics femeninos de años ha.

Novela muy actual, con muchísimo humor y referencias musicales ochenteras a tope, con todo el ambiente de la cultura British. Ah, y con toques románticos… ¡cómo no! 😉

172.

Matarte lentamente, de Diego Ameixeiras.

Novela negra, moi negra.

Excelente ambientación en Santiago de Compostela, e soberbia dramatización.

Demo, este tipo sabe escribir! 😉

Adictivo como sempre Diego Ameixeiras.

 

171.

Réquiem por un campesino español, de Ramón J. Sender.

Otro episodio novelado de la Guerra Civil española, aunque es de los mejores, y lleva publicada desde 1953. Vamos, que tiempo tuviste… aprovecha ahora, que es tan buen momento como cualquier otro 😉

170.

La muerte del decano, de Gonzalo Torrente Ballester.

Intriga policial en Santiago de Compostela; universitarios, curas y lluvia…

169.

39+1, de Sílvia Soler.

Entretenidilla, alegre y divertida.

168. Pepa A Loba.

168. Los elefantes pueden recordar.

167.

Memorias de un francotirador en Stalingrado.

166.

Historias de Oregón.

Historias moi cercanas. 102 páxinas que se eu fora ti, non mas perdería. Un ratiño de pracer e algo para recordar.


165.

La casa torcida, de Agatha Christie.

La clásica mezcla de romances, alta sociedad y misterios a raíz de un asesinato. Esta dama británica nos deja para la memoria una grandísima novela.

164. Curros Enríquez e os gansos.

Un relato agridulce. Combina as vivencias dos gansos e as de Curros de neno, logo da unha semblanza do que foi a vida do poeta, dura e triste, maiormente.

Unha visión orixinal e fermosa da vida dos plumíferos, como ven as terras ourensás desde o aire, como observan aos homes…

Ven á cabeza o Nils Olgerson.

163. El invierno de Frankie Machine.

Tremenda, unha das mellores novelas negras que temos.

162. El maestro del Prado.

Tiene la originalidad, en una novela, de incluir ilustraciones, y en color, y hasta desplegables, con lo que permite el entretenidídimo juego de observar las imágenes y reconocer las claves que nos van dando en el relato. Haciendo honor en cada final de capítulo al género de suspense, deja la emoción en el aire, incitándonos a ir prestos hacia el nuevo capítulo. Se divulgan los temas esotéricos a través de una trama novelada e intrigante. Hace reflexionar y que te sumerjas realmente en esa atmósfera misteriosa y secreta. Como mínimo es otra forma de mirar al arte. Aunque las teorías sean a veces rebuscadas, sí tienen su sentido y, al fin y al cabo, el libro es una novela, con lo cual si consigue el entretenimiento, a evasión y la reflexión; que sí lo consigue, pues bien hecho está. Evidentemente, cada cuadro tiene un mensaje o claves que no siempre son visibles sin conocimientos supletorios. Aquí nos proporcionan datos muy llamativos que hacen suponer teorías del por qué de los cuadros. El estudio y la interpretación de las obras son hechas en clave ocultista, en vez de con las tradicionales miradas artísticas o históricas.

161. In vino veritas.

tipycoll160. El diccionario de Coll.

159. Da man de Marcelo.

Mini relato erótico, gañador do Premio Relato Erótico da Sociedade Galega de Sexoloxía en 2008 e que se entregou en Nigrán.

29665299158. El eroticoll: diccionario erótico.

9163655157. Papillon.

Un libro impresionante. De los de obligada lectura.

Para los interesados en saber más, queda la controversia de que todas estas vivencias le pasaran a él, que fuesen todas verdaderas y su plagio literario.

-onde-o-aire-non-era-brisa-libro-504134878_ML156. Onde o aire non era brisa.

1091457930_2155. El gran libro de los e-mails.

sexualmente

154. Sexualmente.

Un libro muy simpático y entretenido.

153

imagenProducto.php

Todo é silencio, de Manuel Rivas.

Obra completamente maxistral, ademais da historia, dos personaxes, o ambiente, etc., mestría absoluta na contadeira. As frases dos protagonistas, as descricións, as sorpresas argumentais, todo fai que goces do relato. Rivas é seguramente o mellor escritor galego en lingua galega da actualidade, con el o idioma galego alcanza as máis altas cotas de beleza: “Alta e espigada. Longas guedellas rizadas, un niño para o vento. Neste intre aproveita a soidade e traballa descalza“.  Para que tamén quede escrito; o mellor escritor galego actual en lingua española: José Luis Alvite.

152

Cuando_te_encuentre

Cuando te encuentre, de Nicholas Sparks.

151

James M. Cain - 11

Pacto de sangre, de James M. Cain.

Meticulosa preparación do crime perfecto.

150

Juego de damas, de Mamen Sánchez.

Cuidada mezcla de historias, épocas, géneros, y de personajes y personas reales (magnífico el pasaje con el científico Alessandro Volta) . El morbo del asesinato, el lujo de la época napoleónica o de los modernos Nueva York o Madrid, el misterio de las creencias ancestrales al borde de un lago, el amor romántico, y la presencia constante de una hermana…

149

El cuento de la isla desconocida, de José Saramago.

Pues eso, un cuento, con toda su fantasía, carácter amable y alegre.

148

Lo que esconde tu nombre, de Clara Sánchez.

Relato muy fluido, con personajes perfectamente individualizados y descripciones notables del héroe anciano.

Clarificadora historia en Dénia, cementerio de elefantes nazis.

147

A lenda do santo bebedor, de Joseph Roth.

La lectura de este cuento de bonitos milagros y alcohol fluye muy suave.

146

A sangre fría, de Truman Capote.

Historia de las que impactan y vuelven y revuelven al/el pensamiento, con retratos magníficos de los personajes.

145

Si tú me dices ven lo dejo todo… pero dime ven, de Albert Espinosa.

Ejemplo de literatura bonita.

144

De “camisa vieja” a chaqueta nueva, de Fernando Vizcaíno Casas.


Relato tremendamente irónico sobre la vida de un cambia chaquetas, en donde el autor reparte su proverbial mordacidaz para todos lados, a derechas y a izquierdas. Muy graciosa y muy entretenida.Recorrido histórico desde la Guerra Civil hasta el posfranquismo o transición, sin que falte ningún elemento de este gran compendio histórico-literario de esas cuatro décadas, principalmente narradas sobre Madrid: los falangistas, la propaganda, la censura, el nazismo, el Plan Marshall, el estraperlo, el Chicote, los tranvías, el Atlético Aviación, Santiago Bernabeu, el turismo, los Planes de Desarrollo, el Sindicato Vertical, las huelgas, el Opus Dei, los Ministerios, la División Azul, los exiliados, Carrero Blanco, los partidos políticos ilegalizados, en fin, visión histórica completa. Cargado de burla fina desde la primera a la última página.                    

143

Un asesino sin suerte.






142

Contos e lendas do Miño.

Contiños da terra do Baixo Miño. Breves historias de temas campesiños; sobre a morte, os animais, a relixión, as supersticións, moitas de humor, picarentas, etc.

141


El ángel perdido, de Javier Sierra.

Un libro escrito, como confiesa su autor bajo su “obsesión por el dato exacto y la descripción pura”. Acertijos y claves, una historia a lo Dan Brown, con científicos, policías, enclavez esotéricos, religiosos, condensación temporal de la trama: todo ocurre en pocas horas. Bestseller puro, de esos libros que acaban cada capítulo en alto o con un impacto, que lees 500 páginas a un ritmo vertiginoso y cuya principal virtud es la enganchante intriga que hace que te entretenga hasta el final. Las antiguas tradiciones esotéricas orientales las hace literatura Javier Sierra en esta novela.

140


Tristura, de Elena Quiroga.

Espléndida novela, del más alto nivel literario, sobre la vida de unos niños de clase acomodada, con sirvientes, y educados en casa con profesoras particulares. Visión infantil de aquella realidad, entre juegos y estudio. Notable uso de la técnica de la corriente de consciencia. Maestría lingüística, recursos literarios muy originales y creación de un nuevo lenguaje novelesco. Innovación descriptiva al nivel de la que creó Delibes en Los Santos Inocentes. Obra para ejemplificar con cada página de la novela qué es buenísima literatura. Elena Quiroga eligió esta obra como la preferida de sus creaciones. La autora, al final de su vida, veraneaba en el pazo nigranés de Cea.

  

139


O Eco de Ramallón, de Alfonso Álvarez Cáccamo.

Os topónimos nigraneses Ramallosa e Mallón únense para formar o imaxinario lugar de Ramallón, trasunto da cidade de Vigo, aínda que inclúe na súa xeografía escenarios de Nigrán como “a Capela das Angurias” ou a ponte románica da Ramallosa. Disfraza os nomes dos sitios con orixinais denominacións como a Illa de Morralla ou O Refollón. Relatos cheos de xogos de palabras e de recreación e modificación da linguaxe dunha orixinalidade subida. Acaba cada conto nun epílogo cunha ficticia nota periodística do “Eco de Ramallón”, que aclara e especifica a historia, ficción periodística que crea a ficción literaria.

138

Xente no rodicio,
de Xosé Neira Vilas.

Historias crúas de mortes e sufrimentos.

137

El sombrero de tres picos,
de Pedro Antonio de Alarcón.

Deslumbrante prosa y divertidísima historia.

136


Sabré cada uno de tus secretos, de Valérie Tasso.

El mundo de la gran empresa, y las vidas secretas a todo lujo de sus directivos.

135
No seré feliz, pero tengo marido.


Superdivertido y entretenido.

134

Si soy tan inteligente… ¿por qué me enamoro como una imbécil?


Humor sobre el amor.













133

Profesión peligrosa.

Violencia en microdosis.

132

Kitchen. 

Unha historia sobre a amizade.

131

Cómo tener la casa como un cerdo, de P. J. O’Rourke.

130

O castelo de Pambre, de Antonio López Ferreiro.

Excelente novela sobre a Galicia medieval, con licencias de descricións arquitectónicas.

129

Antoloxía do conto galego século XX.

128


Fahrenheit 451, de Ray Bradbury.



Originalísima, sugestiva y sorprendente, buenísima novela.
Además, incluye 2 cuentos también brillantísimos: El parque de juegos, y sobre todo, Y la roca gritó.

127


Del Madrid castizo, de Carlos Arniches.


Entretenidísimo reflejo del habla y de la gente madrileña popular.

126

Otoño caliente
, de Fernando Vizcaíno Casas.

La originalidad y las frecuentes puyas que suelta amenizan esta entretenida obra en la que a todo le pone el punto cómico. Un Bildungsroman con crónica política desde la II República hasta el socialismo ochentero.

125

Xente de aquí e de acolá, de Álvaro Cunqueiro.

Bonitas e tenras historias que reflicten a vella alma galega. Insuperable e delicioso o contiño: “Louzao de Mouride“.



124

Vento ferido de Carlos Casares.

123

Todo arrasado, todo quemado, de Wells Tower.

Cuentos con poder encantador, y un originalísimo relato de vikingos que se desmarca de la épica histórica y cuenta, sorprendentemente, con lenguaje actual una tournée bárbara.


122

Escola de menciñeiros, de Álvaro Cunqueiro.

Verte maxia e fantasía para que xurdan fermosos relatos.
Contos de coxos, corvos, golpes (raposos) e xentiña do país.


121

El gran día de la señorita Pettigrew, de Winifred Watson.

El ambiente exquisito, relajado, delicioso, encantador, despreocupado, alegre, de las fiestas de la alta sociedad londinense de los años 30, amores y sorpresas.

120

Merlín e familia, de Álvaro Cunqueiro.

Supremas e evocadoras historias en fala antiga e fermosa do escritor de “MONDOÑEDO. — Cidade de Galicia, sonada polos bispos, e polo cabalar de San Lucas, i onde nacéu o señor Cunqueiro, que puxo en formado istas historias. É rica en pan, en augas i en latín.” (p. 143).

119


Una mujer en la oscuridad, de Dashiell Hammett.

118


Seis cordas e un corazón, de Roque Morteiro.

Prosa áxil, estilo thiller (sempre está pasando algo), con recursos narrativos innovadores.

117

El rojo emblema del valor, de Stephen Crane.

116

Los santos inocentes, de Miguel Delibes.

A miseria e a crueldade nun ambiente rural, cazador e de sometemento feudal.

115

Cinco cerditos, de Agatha Christie.

Inglaterra, alta sociedade, relacións amorosas… e un crime.

114
 El verano del inglés, de Carme Riera.

Entretida novela que empeza cunha trama con entrañables referencias ao ensino da lingua inglesa e deriva a outras cuestións menos entrañables e de tema non lingüístico. 


               
113

La ofensa, de Ricardo Menéndez Salmón.


112

Telón, de Agatha Christie.

Galería de personaxes na adorable campiña inglesa, e vaise cometer un crime alí mesmo…


111

El traje del muerto, de Joe Hill.

Novela 5 *****, rock, violencia, terror, salientables escenas e maestría lingüistica.

110

Un triste ciprés, de Agatha Christie.

O asasinato, ingrediente imprescindible, nun ambiente e personaxes de novela romántica salpicado de pistas e sospeitas.


109

Morrer en Castrelo de Miño, de Xosé Fernández Ferreiro.

O apego dun ancián polo seu terruño, retrato animista do pasado de Castrelo de Miño.



108

Crimen en la granja, de Minette Walters.

La historia de dos desgraciados, alimentando gallinas, la locura y la infelicidad.

107

Un día de cólera, de Arturo Pérez-Reverte.

Un mal suceso no Madrid de 1808. O pobo nas rúas contra o francés.

106

El resplandor, de Stephen King.

Un clásico do terror.

105

Unha puta percorre Europa, de Alberto Lema.

Unhas ideas, un manifesto contra a prostitución e unha decisión…

104

El último tango en París, de Robert Alley.

Unha historia dunha muller que empeza a súa vida e dun home que xa a está acabando.

103

O club da calceta, de María Reimóndez.

 Conmovedor e bonito.

 

102

El niño con el pijama de rayas, de John Boyne.

101

Los girasoles ciegos, de Alberto Méndez.

Crúa.

100

Ángeles y demonios, de Dan Brown.

99

El código Da Vinci, de Dan Brown.

98

Ojos azules, de Arturo Pérez-Reverte.


Breve e brutal, escritura contundente.

97

Los pilares de la tierra, de Ken Follett.


Exemplo perfecto dun bestseller.

96

Pericle o negro, de Giuseppe Ferrandino.

95

El último mohicano, de James Fenimore Cooper.

94

El paciente inglés, de Michael Ondaatje.

Preciosa.









93

Nocilla dream, de Agustín Fernández Mallo.

92

La Regenta, de Leopoldo Alas.

91

La Reina del Sur, de Arturo Pérez-Reverte.

90

El señor de las moscas, de William Golding.

89

La conjura de los necios, de John Kennedy Toole.








88

El corazón de las tinieblas, de Joseph Conrad.




















87

Los Pazos de Ulloa, de Emilia Pardo Bazán.

86

Pepita Jiménez, de Juan Valera.

85

Os venturosos, de Alexandre Honrado.



















84

El sendero de los nidos de araña, de Italo Calvino.

83

Cien años de soledad, de Gabriel García Márquez.

 

82

O porco de pé, de Vicente Risco.

81

O xabaril branco, de Tucho Calvo.

 80

A esmorga, de Eduardo Blanco-Amor.

79

Relatos de los mares del sur, de Jack London.

Pura aventura, especialmente relevante Koolau el leproso.

78

2001, de Arthur C. Clark.

Un comezo espectacular para unha moi boa novela cun final alucinante.

77

La familia de Pascual Duarte, de Camilo José Cela.

76

Frankenstein, de Mary Shelley.

75

Retrato do artista cando novo, de James Joyce.

74

El decamerón, de Giovanni Boccaccio.

73

El capitán Alatriste, de Arturo Pérez-Reverte.

72

Limpieza de sangre, de Arturo Pérez-Reverte.

 71

La lozana andaluza, de Francisco Delicado.

70

Las uvas de la ira, de John Steinbeck.

A desesperación en movimento. Outra pedra angular da narrativa estadounidense.

69

El guardián en el centeno, de J. D. Salinger.

Date o gusto de ler un CLÁSICO da literatura estadounidense.
Podes elixir entre 3 idiomas para ler esta obra, case nada! Está dispoñible en galego, español e en inglés.

68

Madame Bovary, de Gustave Flaubert.

67

Los de abajo, de Mariano Azuela.

El México insurgente, pobre, guerrero, desesperado.

66

Leyendas, de Gustavo Adolfo Bécquer.

65

A dama das camelias, de Alexandre Dumas.

64

Amadís de Gaula, de Garci Rodríguez de Montalvo.

63

Un asunto de honor, de Arturo Pérez-Reverte.

62

Pedro Páramo, de Juan Rulfo.

¡Qué rebien escrita está!

61

Libro de buen amor, de Juan Ruiz, Arcipreste de Hita.

60

El conde Lucanor, de Juan Manuel.

59

Un cadáver en la biblioteca, de Agatha Christie.

58

De cómo los turcos descubrieron América, de Jorge Amado.

57

Sangre a borbotones, de Rafael Reig.

Moi orixinal e entretida novela.

56

El combate de la tapera, de Eduardo Acevedo Díaz.

A guerra, a batalla, sen disimulos, crúa e real.

55

Crónica de una muerte anunciada, de Gabriel García Márquez.

Unha historia de violencia contada e recontada.

54

A capela maldita, de Mario Franco.

Ambiente gótico para unha historia galega de medo.

53

Áspero y sentimental, de José Luis Alvite.

Historias del gran Alvite.

52

Almas del nueve largo, de José Luis Alvite.

Historias insuperables, muchacho, que deberías leer antes de que lo haga tu cadáver.

51

Los duelistas, de Joseph Conrad.

Unha historia de honor, e obsesión.

50

El diario de Adán y Eva, de Mark Twain.

O escritor do Mississippi dános unha curiosa visión da parelliña do Paraíso.

49

Trafalgar, de Benito Pérez Galdós.

Don Benito “el Garbancero”,  que engancha sempre coa súa magnífica prosa.

48

La sombra del águila, de Arturo Pérez-Reverte.

Divertida, irónica, con prosa maxistral e acción e vocabulario contundente. Unha ollada sobre Napoleón e as suas guerras.

47

Un home de Vilameán, de Xoán Bernárdez Vilar.

O Miñor na idade media. Galicia en guerra durante a revolución irmandiña. O gran clásico da literatura nigranesa.

46

En terra perigosa, de Xesús Manuel Marcos.

Road thriller. Aventuras e bestialidades varias.

45

Morning Star, de Xosé Miranda.

Este boísimo libro é deudor, como dificilmente sería non selo, tratándose dunha obra sobre piratas, da archiconocida novela de aventuras A illa do tesouro.
As aventuras aquí relatadas reflicten cunha magnífica evocación a sociedade da Galicia do século XIX.

44

Millo verde, de Xosé Fernández Ferreiro.

Boa obra sobre un tema moi dificil.

43

El ruido y la furia, de William Faulkner.

Todo un reto ler este complexo libro, pero acharás unha gran obra.

42

Pensamientos de Mi-au-2, de Victor Manuel Iglesias Viqueira.

41

Pensamientos de Mi-au, de Victor Manuel Iglesias Viqueira.

Frases de estética afín ás greguerías, do escritor residente en Sabarís.

40

Obra completa, de Ramón del Valle-Inclán.

39

Un ollo de vidro, de Castelao.

38

Agosto do 36, de Xosé Fernández Ferreiro.

Memorable novela sobre aquel infernal verán do ano 1936.
Tensión incómoda polo terrible da situación, angustia lectora.
Calor, medo e morte…

37

El crimen de lord Arthur Saville y otros relatos, de Oscar Wilde.

 36

Kehinde, de Buchi Emecheta.

Bonita novela sobre os emigrantes nixerianos en Inglaterra, coa vivencia particular dunha muller.

 35

Buenos días, tristeza, de Françoise Sagan.

Momentos de bon viver.

34

La interpretación del asesinato, de Jed Rubenfeld.

Novela de suspense criminal ambientada na Nova York do comezo do século XX e cuns visitantes moi especiais.

33

Dos arquivos do trasno, de Rafael Dieste.

32

Que me queres, amor?, de Manuel Rivas.

Espléndidos contos, insuperable o que lle da título ao libro.

31

O lapis do carpinteiro, de Manuel Rivas.

Literatura bela.

30

El curioso incidente del perro a medianoche, de Mark Haddon.

Un dos libros “obrigados”, dos que “debes” ler.

29

El Aleph, de Jorge Luis Borges.

 28

Ollos de auga, de Domingo Villar.

Asasinato na torre da Illa de Toralla… primeiro caso do inspector Caldas. Toralla nunca volverá a ser a mesma, nin a novela policial. Magnífica!
 

27

Los caracoles no saben que son caracoles, de Nuria Roca.

Novela desenfadada e moi simpática sobre o amor, as relacións familiares, a vida…

26

Vudú, de Nick Stone.

Novela sobre un detective que viaxa a Haití a resolver un caso compricado. Dura, e interesante.

25

El diablo de la botella, de Robert L. Stevenson.

Unha exótica e inquedante historia.

24

O único que queda é o amor, de Agustín Fernández Paz.

Exquisitos relatos de amor.

 23

Placeres reales, de Toti Martínez de Lezea.

Anécdotas e historias de banquetes e tálamos réxios, ou non tanto.

22

Las edades de Lulú, de Almudena Grandes.

Unha historia de amor.

21

Diario de una ninfómana, de Valérie Tasso.

Historias de amor.

20

Seda, de Alessandro Baricco.

Libro sobre o amor e sobre a determinación, moi bonito.

19

Os últimos fuxidos, de Xosé Fernández Ferreiro.

Homes como bestas contra bestas de homes. A loita antifranquista nas montañas galegas.

18

Gomorra, de Roberto Saviano.

Pasaxes tremendos e momentos inolvidables como cando coñece ao inventor do AK-47.

17

Los príncipes valientes, de Javier Pérez Andújar.

Excelente rememoración de la infancia de un joven lector en una exquisita y riquísima prosa.

16

Con chándal y a lo loco, de Juanma Iturriaga.

Libro sobre deportistas, e outros non tan deportistas, escrito por un cachondo mental.

15

¿Me pone con el Cielo?, de Pablo Cassinello.

Anédotas telefónicas.

14

La caraqueña del Maní, de José Luis Muñoz.

Unha das mellores novelas que temos. Un ex-etarra vivindo en Venezuela, coa violencia de alá e a violencia herdada de España. E o amor…

13

El bosque, de Edward Rutherford.

Excelente novela histórica, co marco dun bosque real, que desde a Idade Media acolle a vida de varias xeracións. Aunque como dijo un lector: “son muchos nombres, muchos datos”, es lo que tienen las novelas de sagas familiares, que a cada cambio de generación, cambian los nombres de los protagonistas. Buena novela, de todos modos, circunscrita a un solo escenario y a las vidas de las gentes apegadas a ese terruño.

12

La buena suerte, de Álex Rovira y Fernando Trías de Bes.

Unha bonita fábula medieval.

11

El viejo y el mar, de Ernest Hemingway.

Un dos libros imprescindibles, unha historia inesquecible.

10

La pasión última de Carlos V, de María Teresa Álvarez.

Amor e frustración dunha muller sen liberdade.

9

8

La chica que soñaba con una cerilla y un bidón de gasolina, de Stieg Larsson.

 
7

Los hombres que no amaban a las mujeres, de Stieg Larsson.

La trilogía Millenium, grandes obras, puros thrillers, con una genial superheroína y un inolvidable personaje principal.

                        6
                                                Kramer contra Kramer, de Avery Corman.
Unha gran historia, triste e conmovedora.

5

Talego, de Xosé Ballesteros.

O Vigo das drogas, da delincuencia e do cárcere.

4

El niño que no iba a misa, de Diego Carcedo.

A vida oscura e temerosa da posguerra.

3

Yo también fui un espermatozoide, de Dalmiro Sáenz.

Alguén dixo que foi o único libro que leu seu pai na vida. Polo menos fixo gozar a aquel home, seguro que estes locos xogos de palabras da obra tamén fan que rías.

2

A praia dos afogados, de Domingo Villar.

1
1280 almas, de Jim Thomson.

Una de las obras maestras que tenemos en la biblioteca, genialidad suprema.

Advertisements

Deixar unha resposta

introduce os teu datos ou preme nunha das iconas:

Logotipo de WordPress.com

Estás a comentar desde a túa conta de WordPress.com. Sair / Cambiar )

Twitter picture

Estás a comentar desde a túa conta de Twitter. Sair / Cambiar )

Facebook photo

Estás a comentar desde a túa conta de Facebook. Sair / Cambiar )

Google+ photo

Estás a comentar desde a túa conta de Google+. Sair / Cambiar )

Conectando a %s